Licencia

Toda la información aquí publicada ha sido redactada por Isabel Men. Queda prohibida su distribución y copia sin especificar la fuente, incluidas las fotos.

domingo, 2 de noviembre de 2014

Comida "barata" para cobayas: las algarrobas

Aunque mantener a nuestras cobayas no es excesivamente caro, pues sólo necesitan heno, vegetales, algo de pienso diario y un sustrato adecuado, en los tiempo que corren de crisis siempre viene bien conocer métodos para ahorrar. Además de poder gestionar los vegetales que comemos de manera que puedan servirles también a ellas y de esa manera no desperdiciar ni una sola punta de pimiento (como os conté en un post anterior sobre las cobayas y el reciclaje), también podemos conseguir alimentos para ellas yendo al campo y recolectándolos.

Somos aficionados al senderismo, por lo que con cierta frecuencia vamos al campo. Es el mejor lugar para encontrar vegetales que sean aptos para suministrarselos a las cobayas, sobre todo en lugares alejados de las carreteras principales y de zonas de agricultura intensiva. Esto es así, dado que de esa manera nos aseguramos que lo que recolectemos no ha acumulado metales pesados fruto de la circulación de vehículos y no ha sido fumigado. Esto es para evitar eventuales envenenamientos de nuestras cobayas.

algarrobas
algarrobas
Por el momento, lo único que nos atrevemos a recolectar son las algarrobas secas. Los algarrobos son árboles muy habituales en la cuenca mediterranea, pero también pueden encontrarse en sudamérica, como por ejemplo en argentina y chile. Las algarrobas se han utilizado de manera habitual en la alimentación, tanto humana (incluso como sustituto del chocolate) como para el ganado. Es un alimento con mucha energía, un 67% de hidratos de carbono, un 10% de proteínas, 11% de fibra, además de minerales como el calcio, hierro y fósforo y vitaminas A y del grupo B. Es muy bueno para cobayas cuando se les da como complemento 1 o 2 veces a la semana. De hecho, si os fijáis, en los piensos para cobayas suele haber trocitos de algarroba, por lo que ya están acostumbradas a comerlas. 

Lo único que hay que hacer al recolectarlas es fijarse en que estén secas, lejos de zonas de mucho tráfico y lejos de zonas donde puedan darse fumigaciones. Y justo antes de dárselas a las cobayas os recomiendo lavarlas con agua y romperlas para ver si están podridas por dentro. Eso es todo.

A nuestras cobayas les gustan bastante, especialmente a Choco que es la más glotona. Lo más curioso es que se suelen dejar las semillas sin comer, sólo les gusta las vainas.

¿Qué opináis? ¿Váis al campo vosotros a recolectar algo para las cobayas?  Contádme :)

Si queréis manteneros informados de las novedades de "Cobayas a lo loco" podéis uniros al grupo de Facebook o seguirnos en Pinterest, Bloglovin o Google+. Lo que mejor os venga.
cobaya
"¿He oido que hay algorrobas?"
Si queréis manteneros informados de las novedades de "Cobayas a lo loco" podéis uniros al grupo de Facebook o seguirnos en Pinterest, Bloglovin o Google+. Lo que mejor os venga.


No hay comentarios:

Publicar un comentario